La construcción marca el paso

Las grandes constructoras españolas siguen sumando obras de referencia mundial a su cartera.

Puente construido por Acciona en Polonia. Fuente: Acciona Infraestructuras

Puente construido por Acciona en Polonia. Fuente: Acciona Infraestructuras

Según hemos sabido esta semana, Acciona ejecutará la mayor obra pública de Australia, que, por extensión, es la mayor obra pública del continente. Se trata de la construcción de un túnel de 5.600 millones de euros en Melbourne. Supone la parte más compleja y más cara del proyecto East West Link, un corredor de 18 quilómetros de longitud con un presupuesto total de 18.000 millones de dólares australianos (unos 12.600 millones de euros). En su “misión” acompañarán a Acciona la australiana Lend Lease (líder del sector en su país) y la francesa Bouygues. En la competición estaba también la española Ferrovial, que fue desbancada en el último momento por su compatriota.

Así se las gastan las grandes del Ibex 35. A la par de Acciona viaja la ya mencionada Ferrovial, que también esta semana ha resultado adjudicataria de una ampliación del metro de Londres. El volumen de la obra, en presupuesto, es bastante más modesto (628 millones de euros) pero supone un nuevo éxito en la conquista del mercado británico, que es ya su mercado principal en cuanto a ingresos, por delante incluso de España. A través de Ferrovial Agroman, y con la co-participación de la compañía local Laing O’Rourke, se ocupará del diseño y construcción de la ampliación de la Northern Line.

Autopista construida por Ferrovial en Canadá. Fuente: Ferrovial

Autopista construida por Ferrovial en Canadá. Fuente: Ferrovial

También en Londres, Ferrovial Agroman trabaja actualmente en el Crossrail, una línea ferroviaria que atravesará el subsuelo de la ciudad de este a oeste, entre Essex y Heathrow, y que está considerada la mayor obra de ingeniería civil de Europa.

Y mientras tanto, otras doce compañías españolas participan en la construcción del AVE Medina-La Meca, Sacyr da forma a la ampliación del Canal de Panamá, FCC ejecuta las obras del metro de Riad… Y un largo etcétera.

La lectura evidente es que las grandes constructoras españolas se abren camino en el exterior. En unos casos como resultado de la falta de mercado interno por el parón en la obra pública derivado de los ajustes presupuestarios. En otros, por la pérdida de negocio en otros sectores de actividad, como las energías renovables o los servicios públicos. Lo preocupante es que la construcción vuelva a ser el principal motor de la actividad empresarial en nuestro país, a pesar de la lección que nos ha dado la crisis sobre la necesidad de explorar nuevas vías de actividad y generación de riqueza.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s